Entre las muchas frases que surgieron tras el 11 de septiembre de 2001, recordamos una en particular: “le pisaron la cola al tigre”. Con ella pronosticaban una tremenda reacción de Estados Unidos contra quienes habían osado atacarlo en su propio territori

Share